Cáncer de ovario: síntomas, tipos, estadios y tratamiento

0
Cáncer de ovarios
Freepik

Según señala la Asociación Española contra el cáncer (AECC), el cáncer de ovario es el tercer tumor ginecológico más habitual, aunque es la primera causa de muerte dentro de este tipo de patologías. Este tipo de tumores suelen aparecer tras la menopausia, aunque también pueden padecerlos las mujeres jóvenes, especialmente aquellas con antecedentes familiares de cáncer de mama o de ovario por mutaciones genéticas (BRCA, BRIPQ, RAD51C y RAD51D).

Además, este tipo de cáncer es más frecuente en países industrializados, constatándose distintos grados de incidencia por zonas geográficas. En este artículo te contamos cuáles son sus síntomas y los tipos, estadios y tratamientos que existen.

¿Cuáles son los principales síntomas del cáncer de ovario?

El aparato reproductor femenino consta de dos ovarios, uno a cada lado del útero, y ubicados en el interior de la zona pélvica y con unas dimensiones que oscilan entre los 2 y 4 centímetros. Sus funciones son producir ovocitos y hormonas femeninas durante todo el período fértil de la mujer.

El cáncer de ovario no es fácil de diagnosticar en sus etapas iniciales ya que suele cursar sin síntomas claros. Así, es habitual que se confundan sus primeras señales con afecciones digestivas o de vejiga y tarde en hacerse un diagnóstico. Además, la etapa de presentación de este tipo de cáncer es la postmenopausia.

Entre los síntomas más habituales del cáncer de ovario se destacan:

  • Hinchazón y/ dolor abdominal. La distensión abdominal es progresiva.
  • Malas digestiones y sensación de plenitud, aunque se haya comido poco.
  • Alteración del tránsito intestinal con episodios de estreñimiento o de diarrea.
  • Ganas de orinar constantes y molestias al hacerlo
  • Pérdida de apetito
  • Alteraciones en el ciclo menstrual
  • Relaciones sexuales dolorosas
  • Si ya se está en plena menopausia pueden darse sangrados inapropiados.

¿Qué tipos de cáncer de ovario existen?

Los expertos señalan que existen tres tipos de cáncer de ovario:

  • Carcinoma epitelial. Este es el tipo de carcinoma más frecuente, suponiendo entre un 85-90% de los canceres de ovario y siendo la principal causa de muerte por cáncer ginecológico.
  • Tumores de células germinales 
  • Tumores del estroma

Causas y estadios del cáncer de ovario

Las causas del cáncer de ovario siguen sin conocerse, si bien es consecuencia de una acumulación de alteraciones genéticas que provocan un crecimiento y proliferación de células epiteliales. Así, un 20% de los cánceres de ovario son hereditarios, asociándose a mutaciones en los genes BRCA1 y BRCA 2.

Para concretar la localización y extensión del cáncer de ovario es importante conocer el estadio en el que se encuentra el tumor. Al establecer la etapa en la que se halla la enfermedad se puede establecer el tratamiento, además de la esperanza de vida y supervivencia del cáncer de ovario, esto es, cuáles son las probabilidades de curación.

¿Cómo se detecta el cáncer de ovario?

Para la detección se recurre a la evaluación de la historia clínica, una analítica de sangre con marcadores tumorales y exploraciones radiológicas (TAC, PET-TAC o RMN).

La estadificación del cáncer de ovario requiere una intervención quirúrgica para poder visualizar directamente toda la cavidad abdominal. Hay cuatro estadios principales:

  • Estadio I: Tumor limitado a los ovarios (IA, IB, IC, y subestadios IC1, 1C2, 1C3)
  • Estadio II: El tumor puede afectar a uno o ambos ovarios, extendiéndose y se ha extendido a la pelvis. (IIA, IIB)
  • Estadio III: Además de afectar a los dos ovarios hay presencia de células tumorales en los ganglios. (IIIA1 y IIIA2, IIIB, IIIC)
  • Estadio IV: Metástasis en órganos distantes, con exclusión de metástasis peritoneales. (IVA y IVB)

¿Cuál es el tratamiento para el cáncer de ovario?

Al igual que el diagnóstico, el tratamiento del cáncer de ovario requiere cirugía y un tratamiento médico de meses de duración. Un tratamiento que conllevará numerosos cambios en la vida de la paciente, familia y entorno más cercano.

Otras consecuencias del cáncer de ovario son la pérdida de fertilidad, siendo precio preservar la fertilidad de la paciente si desea tener hijos, además de la hinchazón de las piernas a cauda de la extirpación de los ganglios linfáticos.

En cualquier caso, es fundamental consultar con el médico cualquier duda relacionada con este tipo de cáncer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here