Embarazo a los 40 años: consejos, cuidados y recomendaciones básicas.

0
Embarazadas después de los cuarenta años
Freepik

Las mujeres cada vez retrasan más el momento de la maternidad, y es por eso que cada vez son más comunes los embarazos después de los 40 años, superando al porcentaje de embarazos en mujeres más jóvenes.

La edad reproductiva óptima de la mujer está en torno a los 20 años, y la fertilidad comienza a decaer de forma notable a partir de los 35, ya que la cantidad y la calidad de los ovocitos se ven afectadas. Todos los embarazos de estas características están considerados embarazos de riesgo, por lo que deben estar controlados desde el principio por los profesionales. Las mujeres que se quedan embarazadas después de esta edad deben afrontar una serie de riesgos implicados en este tipo de embarazos. Pese a ello, la mayoría de estas mujeres tienen un embarazo que se desarrolla de manera normal y logran gestar a bebes saludables.

Si quieres quedarte embarazada con esta edad, hay varias recomendaciones y cuidados a tener en cuenta:

Visita a tu ginecólogo

Siempre es importante acudir a tu ginecólogo antes de quedarte embarazada para que pueda guiarte en el proceso y realizarte un seguimiento.

Evita estimulantes

Es muy importante cuidar de tu salud en general. No fumes ni bebas alcohol si quieres quedarte embarazada. Además, es recomendable evitar el café u otras bebidas con cafeína.

Cuida tu alimentación

La dieta es muy importante. La alimentación equilibrada y saludable favorece la gestación. Considera añadir a tu dieta los alimentos con ácido fólico, calcio, vitamina B6 o zinc.  

Pon atención a tu salud mental

La salud mental es igual de importante que la salud física, por lo que debes evitar situaciones de estrés o de ansiedad. Es necesario un descanso adecuado, por lo que si quieres quedarte embarazada debes dormir al menos 8 horas.

Haz ejercicio físico

Es recomendable mantener una vida activa y realizar actividad física – a los 40 y a todas las edades –, ya que favorece la fertilidad y te ayuda si quieres quedarte embarazada.

Si, a pesar de seguir las recomendaciones y las indicaciones de tu ginecólogo, no logras quedarte embarazada, puedes tener en cuenta otras técnicas externas como son la donación de ovocitos, la vitrificación de los óvulos o el Cribado Genético Preimplantacional (CGP)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here